domingo, 21 de mayo de 2017




La clase se llena de flores.


Nuestra clase se convierte en un jardín lleno de flores y los papás  de una compañera lo han hecho posible.









 Cada uno  ha hecho la suya y después hemos escuchado un cuento  sobre una flor que perdía sus colores…










Al finalizar el cuento llegó una  deliciosa sorpresa  ¡un bizcocho!   del que no quedó ni una miga.











¡Muchas gracias por entrar en nuestro aula y compartir esta experiencia con nosotros!


No hay comentarios: